Compartir

“(...) Pero la traición fracasó dentro de casa, porque el pueblo, despierto y vigilante, la había advertido. Y surgió la República actual, la más gloriosa de las tres; surgió la III República Española con el triunfo en las urnas del Frente Popular.”

“(...) Pero la fortaleza de la III República sigue en pie. Hoy la defiende el pueblo contra los traidores de dentro y los invasores de fuera, porque la República sigue en pie. Hoy la defiende el pueblo contra los traidores de dentro y los invasores de fuera, porque la República, que empezó siendo una noble experiencia española, es hoy España misma.”

*Antonio Machado (El 14 de Abril de 1937 en Valencia) (Prosas Completas - 1989).

Aquella madrugada del 14 de Abril de 1931 desde la balconada del ayuntamiento de Eibar, el socialista baracaldés Juan de los Toyos, proclamaba la II República en la villa armera guipúzcoana a la que poco tiempo después se la concedería el título de ciudad ejemplar.

La importancia del IV Congreso del PCE, celebrado en Sevilla, donde sale elegido como secretario general, José Díaz, en marzo de 1932 fue un paso decisivo para eliminar el sectarismo de lo que se ha conocido desde entonces como “bullejismo”, que negaba cualquier tipo de alianzas con las fuerzas intelectuales progresistas republicanas del momento, basándose en una mera concepción infantil y maniquea del obrerismo.

La gran aportación y apoyo de la Internacional Comunista desde la URSS con el búlgaro Dimitrov como impulsor de la creación de los Frentes Populares a partir de 1935 tras el ascenso del fascismo a escala internacional y la gran represión ejercida contra la clase obrera tras la Revolución de Octubre de 1934 en Asturias, fue primordial para que aquella II República pasase de ser una esperanza reformista que se había intentado frustrar en el Bienio Negro, a convertirse en una realidad revolucionaria futura con un programa de grandes avances sociales para la clase obrera con el triunfo del Frente Popular aquel 16 de Febrero de 1936. Precisamente el poeta comprometido con el ideario republicano y las JSU: Antonio Machado ya hablaba entonces de una nueva III República por los cambios que se avecinaban en los pueblos de España.

Desgraciadamente las fuerzas de la reacción acabaron con aquel sueño republicano donde la intelectualidad comprometida como Federico García Lorca o Miguel Hernández pagaron con sus vidas, u otros con la cárcel como Antonio Buero Vallejo, o el exilio forzoso como el propio viejo maestro sevillano fallecido en Colliure (Francia), Rafael Alberti o María Teresa León.

Lo más triste del asunto es que 87 años después de aquel hito histórico y lo que supuso para el Movimiento Obrero en su lucha por las conquistas sociales que comenzaban a vislumbrarse con el Gobierno de concentración del socialista prietista canario Juan Negrín; mientras se defendía el lema de primero ganar la guerra y después la Revolución, nos encontramos en la actualidad pagando los platos rotos de las traiciones de los líderes de “izquierda” de la Transición.

No contentos con abandonar unos el leninismo (PCE) y los otros el marxismo (PSOE), dejaron de lado el ideario republicano y la bandera tricolor que tan orgullosamente defendieron nuestras Brigadas Internacionales y Milicianos por la roja y gualda y monárquica del Bando Nacional. Cuarenta años después de aquellos pactos de silencio firmados entre 1977 y 1978 con la llegada de una Constitución a gusto de la dinastía reinante de los Borbón, heredera del régimen anterior franquista; seguimos teniendo más de 150.000 enterrados en las fosas de los cementerios y cunetas del olvido, como la de Federico García Lorca en Víznar (Granada) entre las más destacadas.

Una Ley de Amnistía de 1977 que dejó todo atado y bien atado para no poder condenar al Franquismo y a sus líderes y ejecutores de la plutocracia, ejército rebelde, Iglesia y terratenientes varios... A las pruebas nos remitimos con las últimas noticias acaecidas del reformismo parlamentario que no llegan entre ellos ni a unos mínimos para defender la legitimidad de la II República frente a los nietos y nietas del antiguo régimen que nos siguen gobernando...

Acontecimientos como los ocurridos en Callosa de Segura (Alicante), donde se ha podido eliminar la cruz franquista y de la Falange; y la reacción que sigue subsistiendo en lo más rancio y reaccionario del país con esa impronta del nacional catolicismo, nos debe seguir llevando desde el PCPE a seguir luchando por la legitimidad republicana como garantía de futuro para un nuevo marco territorial y social para la clase obrera de los pueblos de España. (Saludamos a todos esos tejidos asociativos con los que trabajamos para que se siga defendiendo los valores republicanos, lo cual hace que genere debates de estas mismas personas dentro de sus organizaciones políticas y sindicales como se está desarrollando en Alicante, Canarias, Madrid, etc, etc.) 

Desde el PCPE seguiremos trabajando en los Frentes por los olvidados y olvidadas de una Memoria Histórica que llegó tarde y mal planteada con el Gobierno Zapatero tras el silencio sepulcral del período felipista; y por la que seguiremos reivindicando no al olvido, justicia y reparación de todas las víctimas del Franquismo que defendieron la legalidad republicana; siendo España el segundo país en víctimas sin desenterrar detrás de Camboya. 

¡¡¡Por la III República, por el Poder Obrero y el Socialismo dentro de un sistema confederal donde los pueblos y naciones de España sigan con el ejemplo de los que nos precedieron en aquellos años silenciados...!!!

“Sobre estos seis años escribirán los historiadores del porvenir muchos miles de páginas, algunas de las cuales, acaso merecerán leerse.”

*Antonio Machado (El 14 de Abril de 1937 en Valencia) (Prosas Completas – 1989).

Manuel Tiago de Allende