Compartir

La primera Fiesta de Unidad y Lucha es un hecho histórico para la militancia comunista y para la clase obrera de este país, un paso trascendental en el fortalecimiento del Partido Comunista.

Existen varios factores que convierten a la jornada de lucha vivida el pasado 2 de Noviembre en el barrio obrero de Vallecas en todo un acontecimiento:

  • Se ha conquistado un nuevo espacio de lucha para la clase obrera, un marco en el que los trabajadores y trabajadoras, sus luchas, su problemática y la propuesta política que se corresponde con sus intereses clasistas son los únicos protagonistas.

  • Se ha dado un importante ejemplo de internacionalismo proletario consecuente, una nueva contribución al proceso de cohesión y reorganización del Movimiento Comunista Internacional. La Fiesta nace con una clara vocación internacionalista expresada en las intervenciones de los camaradas de Grecia, Bélgica, Turquía, Brasil y México, el saludo de la Delegación de Paz de las FARC - EP así como en las decenas de saludos recibidos de Partidos Comunistas y Obreros de todo el mundo y la presencia de varias organizaciones solidarias.

  • Se ha resaltado la importancia del órgano de expresión del Partido, de su papel en la lucha de clases, de su carácter de organizador colectivo, de instrumento de denuncia de las condiciones de explotación impuestas a la clase obrera por la dictadura del capital, de altavoz del proletariado y de medio para elevar su conciencia de clase y su organización.

  • Se ha abierto un espacio para la difusión de las ideas proletarias, a través de canciones, poemas, y de la multitud de bibliografía marxista – leninista puesta a disposición de los presentes, destacando por su tremenda importancia la presentación del cuarto número de la Revista Comunista Internacional y de los dos primeros tomos de las Obras Completas del camarada Stalin.

  • Se ha celebrado un mitin que promete convertirse en una referencia anual en la lucha política de la clase obrera. Las intervenciones de los Secretarios Generales de los CJC y del PCPE señalaron con nitidez cuáles son las prioridades del momento y cuáles las tareas de la clase obrera y de su Partido.

Por todas estas razones, y por la importante asistencia a todas las actividades, la Fiesta ha sido un éxito, además de un pistoletazo de salida para los actos conmemorativos del 30 Aniversario de la fundación del PCPE, el Partido, la vanguardia política que conducirá a la clase obrera de este país al poder político, al futuro socialista – comunista.