Resulta ya un clásico que, tanto la patronal como los diferentes Gobiernos de turno a su exclusivo servicio, justifiquen las sucesivas contrarreformas laborales con la promesa de una mayor creación de empleo si se eliminan “rigideces”, es decir, derechos laborales, sociales y salariales. Sin embargo, el capitalismo no funciona así. Especialmente en sus cada vez más frecuentes y profundos períodos de crisis, el capital tiende a destruir fuerzas productivas para incrementar sus tasas de ganancia. Comparando las horas efectivas semanales trabajadas en el cuarto trimestre de 2008 (679.587.500 horas) con las del mismo período del año 2016 (594.030.400 horas), constatamos una pérdida de un 12,6 % en el número de horas trabajadas mientras que el PIB del Estado español del último trimestre de 2016 ya ha superado en un 2,2% los niveles del mismo período del año 2008. Es decir, con 86 millones menos de horas trabajadas la productividad se ha incrementado en un 14,8%. Lo que en otro sistema podría liberar energías y capacidades para atender a la resolución de necesidades sociales, en el capitalista es el resultado del incremento de las tasas de explotación: despidos, extenuantes ritmos de trabajo, robo de horas trabajadas fuera de contrato… Las condiciones para el deterioro de la salud y la seguridad en el puesto de trabajo están servidas.

(…) Los historiadores burgueses prefieren no evocar la efeméride a que nos referimos y en los pocos casos que la alegan, presentan los sucesos que tuvieron lugar el 1 de mayo en la plaza de Haymarket, Chicago, como episodio completamente local e intrascendente.

Esto no es cierto. Los trabajadores del mundo entero celebran con amplitud esa notable fecha. Durante ya casi un siglo rinden tributo a la memoria de los obreros de Chicago, manifestando su solidaridad de clase el 1 de mayo de todos los años.

*Svetlana ASKOLDOVA: Centenario de los sucesos en Chicago.

Moscú: Ed. Agencia de Prensa Nóvosti, 1986.

El embajador de la República Popular Democrática de Corea, Kim Hyok Chol, recibió a Víctor M. Lucas, responsable de la Secretaria Internacional del PCPE.

En la reunión mantenida el camarada Víctor M. Lucas confirmó al embajador la visita que una delegación oficial del PCPE encabezada por su Secretario General Carmelo Suárez realizará el próximo mes de septiembre a la RPD de Corea, para atender la invitación cursada por el Comité Central del Partido del Trabajo de Corea.

Entre otros asuntos relevantes, el embajador transmitió personalmente el reconocimiento y solidaridad del Partido del Trabajo de Corea con el PCPE y con Carmelo Suárez como Secretario General.

El PCPE y la embajada de la RPD de Corea, en nombre del Partido del Trabajo de Corea, se emplazan para aumentar y desarrollar las relaciones en todos los ámbitos relevantes de la lucha de clases.

Las redes sociales son una realidad en todo el mundo. Cualquier persona a nuestro alrededor, de cualquier clase social, ideología o cultura, utiliza habitualmente Facebook, Twitter o Instagram, entre otras. La cuestión es: ¿la realidad que vemos en las redes sociales concuerda con la vida real?

Pues bien, en primer lugar tenemos qué son y cómo funcionan las redes sociales. Así, una red social puede definirse como una estructura social compuesta por un conjunto de actores (tales como individuos u organizaciones) que están relacionados de acuerdo a algún criterio (parentesco, amistad, relación profesional, etc.).

En cuanto a su funcionamiento, las redes sociales filtran los contenidos que vemos en función de aquellas cosas que nos interesan, por tanto, las redes sociales no muestran el mundo tal cual es sino en virtud de nuestros gustos y aficiones que, a su vez, son aprendidas a través de nuestras interacciones.

A la vulgarización y vaciamiento de contenido al que se ven sometidas determinadas fechas institucionalizadas como festivas no es ajeno el 1º de Mayo. En este país donde aún recordamos la celebración del San José obrero y a la policía reprimiendo a quien osara difundir o participar en actividades vinculadas a esa fecha, cada trabajador o trabajadora que no participa en las manifestaciones convocadas por las diversas organizaciones sindicales es un triunfo de la patronal. Una victoria indudable –la declaración como no laborable del 1º de Mayo– que, como todos nuestros derechos y victorias, puede acabar siendo derrotada si cada año no somos capaces de dotarle del contenido clasista que hace del 1º de Mayo el día de la clase trabajadora.

Un día para el recuerdo, la acción y la solidaridad. Un día para rememorar y mantener vivas las gestas de lucha protagonizadas por nuestros hermanos de clase durante estos casi dos siglos de lucha obrera; una jornada en la que el internacionalismo que nos hace conscientes de ser una única clase de explotados a los que no nos dividen las fronteras, es el mejor ariete contra el chovinismo y el falso patriotismo que, como aquel lejano 1914, nos sigue dividiendo y enfrentando a mayor gloria y beneficio de nuestros enemigos de clase. Un momento para, sobre la base de la superioridad de las consignas sociopolíticas dirigidas a la construcción de una sociedad sin explotados, ni explotadores, el socialismo se convierta en el referente capaz de unir todas las luchas para, de verdad, empezar a conquistar victorias.

En la primera sesión del V Pleno del CC del día 22 de Abril, tras constituirse con la presencia de 37 de sus miembros, al inicio de los debates situados en la propuesta de Orden del Día y tras ser interrumpido su normal desarrollo impidiendo someterlo a votación conforme proponía la Mesa, 13 de los miembros presentes (10 electos en el Congreso y 3 natos de CJC por su responsabilidad (i)) abandonaron la sesión tratando de deslegitimar la convocatoria del Pleno.

Con el fin de analizar la situación de la lucha de clases a nivel internacional y conocer con más detalle el proceso de consolidación del Socialismo en Cuba en el marco de los lineamientos aprobados por la Asamblea Nacional y el VII Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC), el PCPE y el PCC han desarrollado un encuentro bilateral entre el 11 y el 17 de marzo. La delegación del PCPE estuvo compuesta por su Secretario General, Carmelo Suárez, el Secretario de Relaciones Internacionales, Víctor Lucas y el miembro del Comité Central y Concejal del Ayuntamiento de Aguilar de la Frontera, Antonio Zurera.

El encuentro ha tenido una esencia netamente política, donde no han faltado las reuniones con departamentos de las áreas ideológica y económica, así como reuniones con la Central de Trabajadores de Cuba y la Unión de Jóvenes Comunistas. Se ha desarrollado principalmente en La Habana, pero también el PCPE ha conocido experiencias de gestión provinciales en la provincia de Cienfuegos tanto políticas como de ramas de producción.

(…) Ahora pasados seis decenios, podemos valorar más profundamente aún y analizar la importancia histórica de la unificación voluntaria de más de cien naciones y etnias en el marco de la URSS. Sólo el socialismo es capaz de tal conquista histórica universal.

Sólo el socialismo, por vez primera en la historia de la humanidad, fue capaz de tender puentes entre naciones, idiomas y culturas. Estos puentes se apoyaban no en la violencia, la opresión y la agresión, sino en la participación voluntaria, la cooperación en pie de igualdad, el apoyo recíproco y el afán de lograr la igualdad asistiendo al más débil.

La creación de un estado multinacional de esta clase hubiera sido imposible sin el triunfo de la Revolución de Octubre, sin la toma del poder por la clase obrera y sus aliados, sin el derrocamiento revolucionario de las clases dominantes que existían a costa de la explotación de los pueblos que hoy forman la Unión Soviética, sin la enérgica lucha de los bolcheviques por la unificación, sin la teoría leninista sobre las naciones que se conformó en los debates.”

* Discurso del Camarada Harilaos Florakis (Secretario General del CC, del KKE) en: “El 60ª Aniversario de la URSS. Saludos extranjeros.”. Recopilación de textos del 30 de Diciembre de 1982, editado en Progreso (1983).

Los y las comunistas del PCPE y los CJC no celebramos con nostalgia el 14 de abril que conmemora el 86 aniversario de la República que trajo la esperanza al pueblo, sino con las mismas esperanzas de aquellos días, esperanzas de cambio y de luchas.

Con la proclamación de la República se dio un duro golpe a los intereses de los terratenientes y los sectores más oscurantistas de la Iglesia Católica, acabando con la monarquía de Alfonso XIII y haciendo posible que se abriera una nueva perspectiva para los intereses de los trabajadores y las trabajadoras, los jornaleros y las jornaleras, el campesinado y la intelectualidad. Se inició un proceso de igualdad de derechos para hombres y mujeres, para la educación y la cultura del pueblo, el compromiso activo de los intelectuales, la reforma agraria, la reforma del Ejército, el derecho de las nacionalidades, un sistema de reformas modernizadoras que intentaban dar respuestas y soluciones a esa España profunda. Esta lección ha quedado en la memoria histórica de nuestros pueblos.

  • UyL Marzo 2022
  • UyL Febrero 2022
  • UyL Enero 2022
  • UyL Diciembre 2021
  • UyL Noviembre 2021
  • UyL Octubre 2021