Arden las calles de Irán, la chispa que encendió la llama en esta ocasión fue la muerte de la joven Jina (Mahsa) Amini, tras ser detenida por la policía moral de la República Islámica, por llevar el velo mal colocado; tras conocerse la noticia las calles se llenaron de mujeres y posteriormente hombres también, cuyas demandas han ido más allá del rechazo al velo obligatorio y tienen como objetivo denunciar tanto las condiciones de vida como las diversas opresiones que sufre el pueblo de Irán.

No es la primera vez que las mujeres se rebelan contra la imposición del velo, desde que la poetisa Tahereh Gorratolein, arrancara su velo en unas jornadas poéticas en 1848 y es por ello secuestrada y lanzada a un pozo, pasando por  la formación en 1921 de la primera organización feminista iraní, promovida por las mujeres marxistas y la gran manifestación en marzo 1978, que tras la llegada al poder del Jomeinismo, auspiciado por EEUU y Francia, más de 200.000 mujeres cantaron en las calles de Teherán, «No hemos hecho la revolución para volver atrás», hasta nuestros días ha habido multitud de actos de resistencia política y social.

Jomeini apenas llegado al poder, impone el uso obligatorio del velo islámico a las mujeres, acto que  caracterizará su gobierno y que no sólo significa quitarle derechos fundamentales a un sector de la población, sino dejar claro quién tiene la autoridad y crear un ambiente de miedo y represión que posibilite el cumplimiento de todos los demás objetivos de dominio de la República Islámica. El gobierno de los Ayatolás, desde sus inicios mostró su talante reaccionario, entre 1980 y 1988, ilegaliza a todos los partidos, sindicatos y también a las organizaciones feministas, entre ellas la más veterana, la Organización Democrática de la Mujer (1943) para luego detener, torturar y ejecutar a decenas de miles de mujeres y hombres, en su gran mayoría de izquierda. Además, expulsa a decenas de miles de trabajadoras de las empresas públicas y privadas, recluyéndolas al ámbito privado,  prohíben llevar falda, medias transparentes, uñas pintadas, maquillaje, perfume, ropas de colores, amar sin permiso, etc., y para ello ha utilizado coerción generalizada (ceremonias públicas de lapidación, latigazos, ejecuciones callejeras, lanzamiento de los homosexuales desde las azoteas, etc.).

Una aguda y profunda crisis económica afecta de lleno a Europa y principalmente a su expresión imperialista, la Unión Europea. Una crisis que tiene una compleja realidad y cuyas causas son amplias, profundas e interrelacionadas. En muchos casos las consecuencias se confunden con las causas y eso añade aún más confusión a la determinación de la misma.

Entre los factores que influyen directamente en esta recesión y escenario europeo y mundial, uno de los principales es, sin lugar a dudas, la guerra en Ucrania con la consecuente restricción comercial y del flujo económico entre las economías europeas, pero indudablemente aquí el principal factor es el abastecimiento de materias primas relacionadas con el gas y el petróleo de Rusia hacia los países de la Europa Occidental. El encarecimiento, la escasez de materias y petróleo, el alza de precios, la especulación, todo ello produce una enorme restricción de la producción económica que determina una crisis y una recesión grave, dado que a esos factores se le une el aumento de la inflación en el marco europeo. El modelo capitalista alemán de desarrollo basado en las exportaciones competitivas de productos elaborados e industriales dotados de alta tecnología y factores de mayor productividad que permitían competir satisfactoriamente frente a  productos de otros países ha entrado en crisis. La elevación de los precios de las materias primas, el proceso inflacionario y la debilidad del euro ha provocado que la crisis económica afecte de lleno a Alemania como motor político y económico de la UE. Arrastrando a la crisis a todos los países europeos.

En el escenario actual esta posición subordinada de la UE como bloque imperialista propio con respecto a EE.UU. ha condicionado de manera fundamental el proceso de agudización de la crisis del modelo capitalista de desarrollo en Europa y ha colocado, en esa posición subsidiaria a Europa, frente a la crisis de hegemonía del imperialismo estadounidense que se convierte en el principal elemento de generación de la guerra en Europa.

Al calor de las subidas registradas en los presupuestos de Estado para el próximo 2023 hemos vuelto a revivir el sainete habitual entre los miembros de la coalición gobernante donde, en una muestra de absoluta hipocresía -aunque se empeñan en repetir “nos han engañado”-, Unidas Podemos “rechazaba esa subida”, pero se ha apresurado a declarar que “ la Coalición de Gobierno no se va a romper por esta circunstancia”. Si hablamos de mentiras hipócritas es porque ya hace tiempo que Pedro Sánchez se había comprometido ante la OTAN en aumentar hasta el 2 % del PIB el gasto en Defensa para  el año 2029 y, lógicamente, no solo lo sabía la ministra de Defensa, Margarita Robles, y el presidente, Pedro Sánchez, sino todo el Gobierno, del que forman parte las personas de Unidas Podemos, por mucho que su portavoz en el Congreso Pablo Echenique asegure que “el PSOE ha ocultado el aumento unilateral en el gasto de defensa”. ¡Deben ser las únicas personas en este país que no oyen los informativos ni leen la prensa si nos creemos que cuando se debaten ciertos temas el PSOE les pide amablemente -y ellos lo cumplen- que se retiren de la habitación!

Así, la secretaria general de Podemos y ministra de Derechos Sociales, Ione Belarra, ha señalado también que “se han opuesto frontalmente a cualquier aumento del gasto militar, pero seguirán en el Gobierno”. Estos son mis principios pero, si no le gustan, tengo otros, le faltó decir.

Por supuesto, Margarita Robles ha enfatizado que “vamos a cumplir porque somos serios y creemos profundamente en España” y “tendremos la posibilidad de cumplir con algo tan importante como nuestra aportación a la seguridad internacional”. Ya lo saben, donde manda patrón no manda marinero.

Cada cierto tiempo las portadas se llenan de datos económicos y de cifras. A cada una de esas estadísticas se le dedican análisis sesudos, o no tanto, pero siempre serán interpretados a la luz de la ideología dominante. El vaso medio lleno o medio vacío  para ocultar que cada vez el pueblo trabajador  vive con más agobios económicos, con mayores problemas de acceso a la vivienda o careciendo de ella, con mala o deficiente calidad de alimentación, con dificultades para hacer frente a los recibos, con unos salarios que ya no alcanzan,  que los salarios pactados en convenio subieron de media un 1,47 % hasta diciembre de 2021,  muy lejos del IPC cuyo dato se situó en el 6,5 %, que a las familias de menores ingresos el coste de la vida se les encarece el 66 % más que a los hogares más ricos, que según el INE el número de personas sin hogar ha crecido un 24,5 % la última década, debido a tener que empezar de cero en un nuevo país (28,8 %), la pérdida del trabajo (26,8%) o un desahucio (16,1%), y que su esperanza de vida se verá reducida en 30 años menos, que el último año los bancos y fondos de inversión  han llevado a más de medo millón de familias a los juzgados por impago de créditos… Nada de todo esto que nos pasa es fruto de la guerra, la pandemia o una consecuencia accidental de la inflación.

Las rentas del trabajo llevan años retrocediendo a la par que se concentra la riqueza en manos del capital. Desde mediados de los años 80 se ha venido produciendo, con carácter internacional, una caída paulatina de la participación de las rentas del trabajo en el Producto Interior Bruto. En el Estado Español la renta salarial respecto al PIB ha caído desde 2009 un -4,2 %.

Como resultado de la iniciativa política común iniciada el pasado 24 de Julio en la ciudad de Compostela, difundimos la Declaración conjunta titulada UNIDAD DE ACCIÓN DE LAS FUERZAS REVOLUCIONARIAS, ORGANIZAR LA CONTRAOFENSIVA OBRERA Y POPULAR, suscrita por 

  • AGORA GALIZA -UP
  • PARTIDO COMUNISTA POLA REPÚBLICA GALEGA 
  • CRIDA COMUNISTA
  • HERRITAR BATASUNA
  • PARTIDO COMUNISTA DE LOS PUEBLOS DE ESPAÑA
  • COORDINACIÓN DE NÚCLEOS COMUNISTAS

Para el PCPE esta Declaración cobra una importancia estratégica en el necesario proceso de acumulación de fuerzas obreras y populares para enfrentar a la ofensiva  a un capitalismo decadente sumido en la más profunda crisis general.

En las próximas semanas, las organizaciones firmantes iniciaremos una campaña agitativa con lemas e iniciativas compartidas


Unidad de acción de las fuerzas revolucionarias, organizar la contraofensiva obrera y popular

La unidad de acción política, fundamentada en acuerdos políticos concretos, y que asume las distintas expresiones organizativas como un valor y no como un escollo, es la respuesta de las organizaciones abajo firmantes al actual momento de la lucha de clases. Un momento que cuenta con un indiscutible acumulado de análisis, que coinciden todos ellos en la caracterización de la crisis general del capitalismo agónico y en la inviabilidad absoluta de encontrar vías de superación a la misma dentro del Sistema, que sean favorables a los intereses de la mayoría social trabajadora. La alternativa del Imperialismo solo puede implicar destrucción generalizada de fuerzas productivas, deterioro acelerado de las condiciones de vida de la clase trabajadora, guerra a gran escala y militarización de la sociedad.

Por su interés para el desarrollo y difusión del que ya hoy es el proyecto central para la recuperación de un amplio y unitario  movimiento sociopolítico de masas contra la OTAN y las Bases en el conjunto del estado español, difundimos los PRINCIPIOS POLÍTICOS aprobados en la I Asamblea de la CECOB  (Coordinación Estatal contra la OTAN y las Bases).

En próximas publicaciones se editarán el resto de documentos aprobados en la Asamblea.

Redacción UyL


PRINCIPIOS POLÍTICOS DE LA COORDINACIÓN ESTATAL CONTRA LA OTAN Y LAS BASES (CECOB)

PREÁMBULO

Este documento recoge los criterios y principios políticos e ideológicos que nos identifican. Buscamos el más amplio consenso sin recurrir a lugares comunes, ambigüedades o mutilaciones sobre todo en aquello que consideramos esencial, más aún en un momento de profundas transformaciones que requieren respuestas rigurosas.

En los meses que han precedido a la cumbre de la OTAN 2022 en Madrid, hemos conocido, analizado, debatido y acordado criterios sobre aspectos esenciales de la OTAN, las bases extranjeras y el imperialismo, que están recogidos en la Declaración de la Contracumbre OTAN NO, BASES FUERA celebrada los días 24 y 25 de junio en Madrid. Esta declaración ha sido revisada y completada con los aspectos más relevantes de los documentos y declaraciones de la Cumbre de la OTAN de Madrid 2022.

PRINCIPIOS POLÍTICOS DE LA CECOB

Consideramos que estamos viviendo una profunda crisis del capitalismo, definida por las más altas instituciones de este sistema y por entidades privadas relevantes, como “estructural, sistémica y a largo plazo”, que requiere una reconfiguración del orden mundial vigente. Reconfiguración en la que las estructuras bélicas tienen un papel protagonista, especialmente la OTAN y el sistema mundial de bases militares de los EE.UU., soportes de la alianza imperialista occidental.

El inicio del curso escolar llegó acompañado de una peligrosa polémica, traída de la mano del PSOE de Madrid. Tras la propuesta de Ayuso de abrir los centros educativos el 1 de septiembre, en pos de velar por la facilidad de la vuelta al trabajo de los padres y madres, olvidándose por supuesto del descanso de los niños y niñas, la socialdemocracia trajo a escena su gran propuesta: centros educativos abiertos 12 horas al día durante 11 meses al año. Medidas que otros países europeos ya han empezado a aplicar.

¿La excusa para esta propuesta? La conciliación familiar, facilitar que aquellas familias cuyos tutores trabajen por la tarde dispongan de un espacio gratuito en el que puedan dejar a su hijo/a durante ese período de tiempo.

Y mientras tanto, lo que realmente ocurre es que hijos e hijas de trabajadores se crían y crecen sin sus padres, son aparcados durante la mitad de su día en un centro que la mayoría de veces no cumple con los requisitos mínimos ni están acondicionados a la climatología, y vuelven a sus casa para cenar y dormir hasta el día siguiente donde vuelvan a ese mismo edificio.

A nivel psicológico va más allá la tan maravillosa medida, pues en esas edades de la primera infancia, en las que tan importantes son las figuras de apego, estas desaparecerán de su día a día, lo que traerá consecuencias que dan para llenar varios libros.

Los valores propios del sistema capitalista, como el individualismo y el egoísmo, penetran cada vez más en nuestra sociedad, generación tras generación. No es casual que cada vez escuchemos más entre nuestras y nuestros conocidos que a esta nueva crisis del capital hay una salida individual, llegar a la conclusión de que si negocio mis condiciones laborales con el jefe saldré ganando; o aún mejor, que si financio un plan privado de pensiones tendré el futuro asegurado y si me sobra algo para invertir en criptomonedas, tengo la vida prácticamente resuelta.

Todas estas ideas tienen una base material vinculada al modo de producción capitalista, basado en la obtención del triunfo personal sobre el colectivo, de la primacía de mis intereses por encima de los de mi vecino.

Romper con estos valores no es fácil, tampoco para quienes intentamos cambiar esta sociedad. El capitalismo tiene muy bien engrasados sus mecanismos de reproducción de la ideología dominante, desde los medios de comunicación y las redes sociales hasta las escuelas, pasando por los púlpitos de las cada vez más desiertas iglesias. Es por ello, que adquirir la conciencia revolucionaria para entender la necesidad de militar en el Partido o en la Juventud Comunista no es una tarea sencilla, porque supone remar a contracorriente. Estas primeras líneas no tienen el objetivo de desmoralizar a las lectoras y lectores de este artículo, pero es la realidad con la que convivimos.

Ningún ser humano muere de viejo. Cuando el cuerpo empieza a deteriorarse por el transcurrir del tiempo, es más susceptible de padecer dolencias que al fin acaban con la vida. Enfermedades cardiovasculares o neurodegenerativas, cánceres diversos, etc. son realmente las causantes finales de la mayoría de decesos durante la vejez.

En la edad adulta y más aún, en la etapa juvenil o infantil, las personas también sufren distintas afecciones, pero el sistema inmune consigue triunfar la mayoría de veces y la vida supera estos contratiempos y con o sin secuelas, se abre paso hasta la siguiente etapa.

El capitalismo es un viejo. A lo largo de su historia y de sus fases (mercantil, industrial, financiero o imperialista), ha sufrido distintas enfermedades o crisis. Unas más graves que otras y originadas por distintos desajustes (sobreproducción, endeudamiento, shock de demanda, de oferta, deflación,…). Pero la causa subyacente se esconde siempre en la contradicción capital-trabajo y se manifiesta en la caída tendencial de la tasa de ganancia o en la pérdida paulatina de los beneficios en relación a lo invertido.

Subcategorías

ESTO SON LOS DETALLES DE LA CATEGORÍA "Actualidad"